Cuidados para el Granito

Cuidado y Mantenimiento para la encimera de granito:

El granito es una roca natural de alta resistencia. Es un material de belleza duradera y muy higiénico, lo que lo hace perfecto para las encimeras de cocina y de baño. Hoy, el granito aporta a las cubiertas de modernas cocinas y baños años de durabilidad, elegancia y estilo.

Este material es resistente al agua, a las manchas, al calor y a las rajaduras; para la mayoría de los casos, sólo bastará con un paño húmedo para limpiarlo. Sellamos todas nuestras encimeras y cubiertas de cocina y baño antes de que dejen la fábrica, sin embargo, es necesario sellarlas de nuevo periódicamente. Nuestra recomendación es cada cuatro meses. Substancias a base de aceite puede penetrarse en el granito y toman mucho tiempo en secarse, así que recomendamos que, en caso se derrame algo, secarlo de inmediato. Las cubiertas de granito se pueden manchar y no están exentas de sufrir daños. Así que haga que sus cubiertas y superficies de granito luzcan como recién estrenadas por muchos años con nuestra Guía de Cuidados a continuación:

Cuidados para su encimera de granito para la cocina y baño

  • No se debe frotar el granito con materiales abrasivos (tales como esponjas metálicas, estropajos, lanas de acero, limpiadores a base de cloro, lejía). Al contrario, se debe lavarlo con agua tibia, a la cual se le puede agregar un suave detergente no abrasivo (Ph7). Enjuagar con agua tibia y secar con bayetas o algo similar. No obstante, se puede usar esponjas metálicas para limpiar el fregadero.
  • En caso se derramen líquidos, hay que secarlos de inmediato. Los más perjudiciales son los líquidos alcalinos o ácidos, como el zumo de limón o vinagre; substancias oleosas, como la manteca, aceites de cocina (aceite caliente proveniente de las ollas de la cocina); vino; detergentes y alcohol.
  • No deje ningún montículo de sal o detergente sobre la superficie del granito.
  • El granito no debe tener contacto con ácidos fuertes o químicos, tales como decapantes, quita-grasas, limpia hornos, quitaesmaltes, desengrasantes o productos similares.
  • Para un acabado más duradero, se puede sellar la superficie para reducir su porosidad natural. El mantenimiento para la superficie deberían hacerse cada cuatro meses después de limpiarlo con un detergente neutro.
  • No golpee su encimera de granito con un instrumento contundente y pesado. Podría rajarse, astillarse o, incluso, romperse (los bordes son las zonas más sensibles a los daños físicos).
  • Recomendamos el uso de una tabla de cortar para así evitar posibles daños en su encimera de granito.
  • No exponga la superficie de granito a temperaturas excesivamente altas. Le recomendamos usar un trípode o algo similar para colocar las ollas que vienen directamente de los quemadores de la cocina.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

CERRAR